Qué es el Reiki y para qué sirve

por Maru Mutti

Llevo bastante tiempo con ganas de hablar sobre el Reiki, pero por algún motivo u otro siempre lo posponía. 

Ahora, siento la necesidad de contarles un poco más sobre esta terapia alternativa que descubrí hace ya muchos años; y en la que me formé hace otros tantos.

En este artículo te voy a explicar en detalle sobre esta lo que es esta técnica y cómo se práctica; además de resumirte los beneficios que se pueden obtener de ella.

qué es el reiki y para qué sirve / reiki a distancia
Foto de Jürgen Rübig from Pixabay

Qué es el Reiki Usui

El Reiki Usui es una técnica de sanación natural que se originó en Japón en el siglo XX. El fundador, Mikao Usui, descubrió esta técnica después de una intensa meditación y ayuno en un monasterio en la montaña.

El objetivo del Reiki Usui es equilibrar la energía en el cuerpo y promover la curación natural.

La palabra “Reiki” proviene de dos caracteres japoneses: “Rei” que significa energía universal y “Ki” que significa energía vital. 

Juntos, estos dos términos significan “energía universal vital“. Esto es el Reiki.

La técnica de Reiki Usui se basa en la creencia de que el cuerpo tiene una energía vital que puede ser equilibrada y curada a través de la imposición de manos.

Además de ser una técnica de curación natural efectiva, el Reiki Usui también es conocido por ser una práctica espiritual y meditativa. Durante una sesión de Reiki Usui, el practicante y el receptor pueden experimentar una sensación de calma y paz, y la técnica puede ayudar a conectarlos con su yo interior y a profundizar en su propia espiritualidad.

Para qué sirve el Reiki

El Reiki es una forma de terapia energética que puede ser utilizada para tratar una amplia variedad de afecciones físicas, emocionales y mentales. 

Te voy a enumerar ahora algunas de los motivos más frecuentes por los que una persona puede necesitarlo o quererlo.

  • Aliviar del dolor y la tensión muscular (es especialmente útil para problemas crónicos como la artritis, la fibromialgia y el dolor de cabeza)
  • Reducir del estrés y la ansiedad
  • Mejorar la calidad del sueño y el insomnio
  • Recuperación de lesiones
  • Bienestar emocional
  • Fortalecer el sistema inmunológico
  • Trabajar en el desarrollo personal y espiritual

¿Quién puede recibir esta energía universal vital?

Cualquier persona puede recibir Reiki, independientemente de su edad, género, religión o condición médica. Desde bebés hasta ancianos, desde personas saludables hasta aquellas con enfermedades crónicas, todos pueden descubrir sus beneficios. 

Además de personas, también se puede hacer Reiki a plantas, animales y otros seres vivos para mejorar su bienestar y equilibrio energético.

Cómo se realiza una sesión de Reiki Usui

Recordemos que esta técnica se basa en la idea de que la energía curativa puede ser canalizada a través de las manos para equilibrar y curar el cuerpo, la mente y el espíritu. 

Durante una sesión, el receptor se acuesta o se sienta cómodamente mientras el practicante coloca sus manos en diferentes partes del cuerpo.

Antes de comenzar una sesión, es importante establecer un espacio seguro y sagrado. Esto implica invocar a los maestros y guías espirituales y establecer la intención de enviar Reiki al receptor y a cualquier otra persona o situación que necesite curación. 

Luego, el practicante coloca sus manos en diferentes partes del cuerpo del receptor, conectándose con la fuente universal de Reiki y canalizando la energía a través de sus manos.

Durante una sesión de Reiki, algunas personas pueden sentir calor, frío, vibraciones o una sensación de hormigueo. También puede haber una liberación emocional durante la sesión, lo que puede ser incómodo para algunas personas. Sin embargo, estos efectos son temporales y son una señal de que la técnica está funcionando.

Dicho esto, es importante tener en cuenta que cada persona es única y que su experiencia con Reiki puede variar. 

Después de la sesión, es necesario tomarse un tiempo para integrar la energía y reflexionar sobre la experiencia. 

La duración y frecuencia de las sesiones varían dependiendo de las necesidades individuales de cada persona. Una sesión de Reiki puede durar entre 30 y 60 minutos; y  se recomienda una sesión semanal o quincenal hasta que se alcance el equilibrio y la curación deseados.

¿Es cierto que se puede hacer a distancia? ¿Cuál es su efectividad?

El Reiki a distancia es una forma de enviar energía curativa a una persona, animal o situación a través de la intención y la visualización. Es una forma segura y efectiva de recibir la terapia de sanación energética sin la necesidad de una sesión física en persona.

La energía no está limitada por el espacio y el tiempo, por este motivo la efectividad de una sesión a distancia es la misma que en una sesión presencial.

Durante una sesión de Reiki a distancia, el practicante se conecta con la fuente universal de Reiki y luego envía energía curativa a la persona, animal o situación que necesita curación. Esto puede hacerse a través de la intención y la visualización, por ejemplo, visualizando a la persona o situación rodeada de luz curativa y enviándoles amor y buena energía.


Si estás buscando una forma de aliviar el estrés, mejorar tu salud emocional y física, o simplemente disfrutar de una experiencia de relajación profunda, quiero contarte que a partir de ahora estoy ofreciendo mis servicios de Reiki a distancia

Como practicante certificado, ayudé a muchas personas a mejorar su bienestar y a encontrar un equilibrio en sus vidas.

¡No dudes en contactarme para más información y para agendar tu sesión de Reiki a distancia hoy mismo!

También te puede interesar

Dejá un Comentario

* Al enviar un comentario aceptás que estás de acuerdo con nuestra Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

FORMÁ PARTE DE NUESTRA COMUNIDAD

@2020-2024 – Maru Mutti © – Todos los Derechos Reservados.

Política de PrivacidadPolítica de CookiesAviso LegalPropiedad Intelectual